jueves, 5 de noviembre de 2009

Una de las monedas más antiguas y bellas del mundo


Una de las entradas más visitadas de este blog es la que se refiere al origen de la moneda. En relación con ese tema, os presento hoy una de las acuñaciones más antiguas conocidas. La hermosa pieza cuyas imágenes acompañan esta entrada fue una de las primeras monedas producidas en la zona del Mediterráneo, datando de alrededor del 630 a.C. Tanto la fecha de su emisión como el significado de la leyenda en el anverso – muy rara en este período temprano - son temas muy controvertidos.


El texto puede traducirse como: "Yo soy el sello de Phanes”. El motivo de la moneda junto con la inscripción sirvió, sin duda, como una marca de garantía del peso y calidad del metal utilizado. El problema consiste en cómo interpretar la palabra "Phanes". Es posible que la acuñación fuese encargada por el templo en Éfeso, en cuyo caso "Phanes" se referiría a la "brillante" diosa Artemisa. Las transacciones comerciales realizadas en los templos y que involucraban sus activos se realizaban siempre en nombre de la deidad respectiva. En ese caso, la autoridad responsable de acuñar esta singular pieza habría sido la misma diosa Artemisa, o, más precisamente, su templo en Éfeso.