viernes, 20 de agosto de 2010

¡Un denario con una Mosca!


Como señalaba en una entrada de la serie sobre la historia de la moneda en Roma, los funcionarios responsables de las acuñaciones (los tresviri monetales) comenzaron, durante el siglo II a.C., gradualmente a identificarse mediante iniciales, monogramas o símbolos como los responsables de una acuñación. Entre los símbolos encontramos toda variedad de animales y objetos, pero el denario (Crawford 159/2) cuya imagen acompaña esta entrada es, sin duda, uno de los ejemplos más llamativos, con una mosca claramente visible en el reverso. Mosca en latín se decía musca, que era un apellido (cognomen) común entre los miembros de la gens Sempronia. Es probable que un miembro de esa familia haya sido el funcionario responsable que quiso pasar a la posteridad bajo la forma de este simpático insecto.