miércoles, 20 de octubre de 2010

El tesoro de Somerset fue valuado en más de medio millón de dólares

He escrito aquí un par de entradas sobre el gran tesoro de 52.503 monedas romanas descubierto en Inglaterra por un entusiasta de los detectores de metales, Dave Crisp. Como informan diversos medios británicos, el valor exacto del tesoro, que fue descubierto en un campo cerca de Frome en Somerset el pasado mes de abril, fue finalmente determinado por las autoridades, después de varias horas de un intenso debate, que incluyó las diferentes opiniones de tres expertos. La rareza de muchas de las piezas hizo dificil llegar a un monto definitivo, pero el mismo fue finalmente fijado en 320.250 libras esterlinas, es decir, algo más de 510.000 dólares.
Las monedas, que se encontraban escondidas en un gran cladero de metal, incluyen cinco piezas de plata particularmente raras, acuñadas por el usurpador Carausio, quien gobernó las Islas Británicas entre los años 286 y 293 d.C. Los especialistas están convencidos de que el tesoro era una ofrenda y no una alcancía gigante, pues el peso y el lugar de su enterramiento hacen evidente que el mismo no estaba destinado a ser recuperado. Es probable que se necesiten años de trabajo para conseguir pruebas que respalden esta hipótesis y para catalogar todas las piezas. Un museo local ha iniciado una campaña para recaudar fondos y conservar el sensacional hallazgo en su lugar de origen. Dave Crisp, por su parte, sigue recorriendo los campos de la región armado de su detector de metales.