martes, 5 de julio de 2011

Una buena introducción al coleccionismo de monedas antiguas

Ancient Coin Collecting (v. I)
Un lector me pide que le recomiende una buena introducción al coleccionismo de monedas antiguas en español. No es tarea fácil. De hecho, no conozco una introducción en nuestro idioma de publicación relativamente reciente. ¿Alguien conoce una? Un libro de tal tipo es una necesidad, pues creo que hay muchas personas a las que les gustaría empezar a coleccionar monedas griegas y romanas pero se sienten inseguros por falta de conocimiento y por no saber de qué forma obtener un panorama general del campo. Yo por lo menos tengo algunos amigos en esa situación.

La bibliografía numismática en nuestro idioma es escasa en todos los temas y los textos introductorios no son la excepción. Quien busque una guía práctica para iniciarse en el coleccionismo de monedas antiguas deberá recurrir al primer volumen de la serie Ancient Coin Collecting, de Wayne G. Sayles, en inglés.

Wayne G. Sayles es un oficial retirado de la fuerza aérea norteamericana que completó su formación universitaria como historiador del arte especializado en monedas antiguas. Hoy en día es uno de los especialistas numismáticos más famosos del mundo gracias a publicaciones como Ancient Coin Collecting o Classical Deceptions. Fundó en 1986 la revista mensual Celator, una de las más prestigiosas en el ámbito de la divulgación numismática en todo el mundo y también la Ancient Coins Collectors Guild, de la que es Director ejecutivo. Cuenta con una larga experiencia como comerciantes de moneda, actualmente con la firma Sayles & Lavender y mantiene también un blog numismático.

El libro de Sayles es un verdadero bestseller que se encuentra ya en su segunda edición. Ofrece un panorama general de todos los temas centrales con los que el coleccionista novel tiene que empezar a familiarizarse

No puede, por supuesto, esperarse de este pequeño volumen más que una somera presentación de algunos temas complejos. Su introducción a las diferentes culturas productoras de monedas en la Antigüedad, por ejemplo, no es más que un paseo a vuelo de pájaro. Pero para profundizar en este tema están los cinco restantes volúmenes de la serie Ancient Coin Collecting en que Sayles se ocupa de cada una de las culturas y períodos con más detalle (incluyo la lista al final de esta entrada). El resto del libro ofrece resúmenes de gran calidad de todo lo que el coleccionista debe saber. Especialmente logrados me parecen sus capítulos sobre el mercado numismático y sobre la identificación y atribución de monedas.

El principal problema para el lector de habla hispana es que el libro está claramente escrito con un público norteamericano en mente, por lo que algunos de sus consejos no le resultarán útiles. Un claro ejemplo son las referencias a los eventos numismáticos norteamericanos o los consejos para ahorrar impuestos a la hora de vender una colección de monedas. Las referencias bibliográficas que Sayles proporciona, además, están en su gran mayoría en inglés y no son fáciles de adquirir en países de habla hispana.

La serie Ancient Coin Collecting

8 comentarios:

  1. Por desgracia esto es una constante en las publicaciones sobre numismática: todo está en inglés. A mí no es que me parezca mal porque es evidente que el público en inglés es mucho mayor, no sólo porque los yankis sean los grandes coleccionistas a nivel mundial, sino también porque todo el mundo sabe inglés y un alemán o un ruso no tendrán problema en comprar un libro en inglés pero sí en castellano.

    Lo malo es que las cuestiones metodológicas, aquellas en las que se dan consejos a cómo coleccionar, cómo valorar las monedas y demás (tengo varios libros al respecto) se centran exclusivamente en el mercado americano, que en muchos puntos difiere del europeo. Por ello muchos de sus consejos no se pueden tomar tal cual. Una pena.

    saludos,
    Adolfo

    ResponderEliminar
  2. Hola Adolfo! Gracias por tu comentario. Estoy de acuerdo en que los que se interesan por la numismática dominan generalmente el inglés, pero también hay gente que quiere bibliografía sólo en su idioma (como el caso del lector que me hizo la consulta).
    Como ya te he dicho tras leer algunas entradas en tu blog, creo que tu podrías escribir una buena introducción en nuestro idioma al coleccionismo numismático (en general, no de monedas antiguas).

    Saludos,

    Darío

    ResponderEliminar
  3. Que conste que me he planteado escribir esa introducción pero si quisiera generar algo con formato de libro necesitaría varios meses para que el producto tuviese una calidad razonable.

    Desgraciadamente no dispongo de ese tiempo, y dejar mi trabajo para semejante empresa no creo que sea una buena idea :D

    saludos,
    Adolfo

    ResponderEliminar
  4. Darío: Primero te felicito por la página. Está bárbaro (que término para alguien apasionado por la cultura clasica, ¿no?)que desde nuestro país haya personas como vos que se dediquen al mundo de la numismática antigua. Esto nos permite enriquecer nuestro conocimiento día a día.
    Quiero recomendar a los lectores del blog otro trabajo, para mi excelente, dedicado a la numismática: Numismática. Concepto y metodología, de Damián Salgado (editorial Letra Viva, 2009). Es un excelente material introductorio a la numismática clásica y medieval. Y lo mejor, esta escrito para el público argentino. Saludos

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola Luis! ¡Muchas gracias por tu comentario! Totalmente de acuerdo, el libro de Damián es excelente. Yo le recomendé en este blog cuando apareció, pero es algo distinto del libro de Sayles, que es más práctico y orientado a dar consejos prácticos al coleccionista. El libro de Damián es un estudio científico de primer nivel, algo ya más avanzado.

    Estuve mirando tus blogs que me parecieron fantásticos. Necesitamos más docentes de historia como vos!

    saludos y espero que sigamos en contacto

    Darío

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Gracias Dario por tu comentario! proveniente de alguien con tus credenciales, da fuerzas para seguir trabajando y enseñanddo Historia Antigua, tarea que como te imaginarás, no es sencilla.
    Te cuento que en estos últimos tiempos he tratado de trabajar con los chicos la Historia del dinero. Fue así que, repasando la crisis que experimentó el Imperio Romano durante el siglo III, les llevé un tetradracma de potin de Maximiano, con fecha 287/288. Analizamos su diseño, hablamos sobre la perdida de la composición de plata, charlamos sobre la relación que tuvo con ésta la crisis económica, etc.
    Estoy convencido que las monedas antiguas no deben estar dedicadas exclusivamente a engrosar una colección particular, ocultas para el disfrute de unos pocos.
    Los que tenemos estos "pequeños tesoros", deberíamos hacer todo lo posible para difundir estas manifestaciones culturales. En mi caso, encontré una solución para esto mediante la educación. ¿es complejo? seguro, pero también aseguro que es muy gratificante.
    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Hola Luis! Coincido totalmente en que las monedas antiguas son patrimonio de la humanidad y deben estar al alcance de todos. Es nuestro deber como profesionales de la historia difundir esos tesoros para que la gente los conozca y los aprecie, porque no se valora lo que no se conoce. Estoy seguro de que tus alumnos han aprendido a valorarlos. El trabajo que hacés es fundamental. Tenemos un compromiso ineludible con la educación.

    Me voy a dar una vuelta por el grupo de taringa. No lo conocía. Saludos!!

    Darío

    ResponderEliminar