miércoles, 28 de marzo de 2012

Un denario de Carlomagno marca un nuevo record de valor para una moneda medieval


Denario de Carlomagno
Denario de Carlomagno – 800 al 814 d.C. aprox.  – plata 1,53 g. Anverso: Busto de Carlomagno hacia la derecha con corona de laureles y manto - KARLVS IMP AVC / Reverso: Iglesia y cruz -  XPICTIANA RELIGIO 

Hace ya bastante tiempo que señalo en este blog la tendencia alcista en el precio de las monedas antiguas, especialmente notable en el segmento de más alta calidad del mercado.  Algo semejante ocurre con las monedas de otros períodos, un ejemplo claro referido a las monedas medievales es este denario de Carlomagno que en la subasta 205 de Künker (llevada a cabo del 12 al 16 de marzo en Osnabrück) alcanzó un nuevo precio récord para de una moneda medieval. Su valor se había estimado en 30.000 euros, pero llegó a los 160.000(!). El comprador fue un coleccionista anónimo que participó de la subasta por teléfono.

La moneda es un denario de plata, con un peso de 1,52 gramos, con el busto de Carlomagno en el anverso acompañado de una leyenda con su título imperial. Esta pieza es una de las grandes rarezas en la numismática medieval, pues se conocen sólo unos 35 ejemplares con el retrato de Carlomagno y sólo 15 de este mismo tipo. Por esta rareza se calcula que no fueron acuñadas para ser usadas como monedas, sino sólo con fines conmemorativos ya sea en ocasión de la coronación imperial en el año 800 o del reconocimiento del título de Carlomagno por parte del emperador bizantino en el año 812. El esfuerzo por emular las viejas acuñaciones romanas es indudable. Carlomagno como emperador necesitaba de monedas imperiales comparables a las de sus predecesores antiguos y no era tan importante si estas cumplían una función económica o no.

Si había una moneda digna de marcar un nuevo record, ésta ciertamente lo era.